Saltar al contenido

Cómo planificar una reforma integral

Si estás pensando en hacer una reforma integral en casa, debes saber que debes pasar por bastantes etapas antes de verla terminada, y no, no nos referimos únicamente al proceso de obra en sí. Plantear una reforma, sin importar la magnitud de la misma, implica pararse a pensar en muchos detalles, al margen de los obreros tirando tabiques. A continuación te damos algunos consejos sobre cómo planificar una reforma integral.

Cómo planificar una reforma integral

Cómo planificar una reforma integral: mira a tu alrededor

Antes de pedir presupuestos, observa. Es importante saber lo qué necesitamos exactamente, porque de eso dependerá todo. No es lo mismo incluir en la reforma integral las ventanas, que dejarlas como están pues no necesitan cambio. Tirar tabiques, reformar únicamente un baño o incluso crear uno nuevo. Piensa en las necesidades reales que tengas antes de acudir a los profesionales. Luego ellos podrán ir acomodando el proyecto y el presupuesto a tus necesidades.


Cómo planificar una reforma integral

Terrazas con suelos de madera

Buscar al mejor profesional

Sí, todos queremos al mejor profesional, pero para ello tal vez debamos evitar aquellos que, aunque nos parezcan realmente económicos, no cuentan con referencias o trabajos que podamos ver. Fíjate por ejemplo en las reformas integrales de OAK2000 para poder establecer las bases de una empresa que funciona bien y trabaja correctamente. Una cartera de clientes activa y un buen arsenal de imágenes donde poder ver los trabajos que realizan es esencial a la hora de buscar una empresa de reformas.


Cómo planificar una reforma integral

Reformas de viviendas

Presta atención a las calidades

Parece obvio, pero no lo es. Muchas veces no nos fijamos lo suficiente en las calidades que se nos ofrecen. El precio es importante, claro que sí, pero también lo es que un determinado material nos de buenas prestaciones para la vivienda. Piensa que la mejor opción es un equilibrio entre buen precio, fácil mantenimiento y una vida útil larga. Afortunadamente en esto de los materiales de construcción hay un montón de opciones, y un buen profesional te explicará cuáles son los pros y contras de cada uno de ellos.

¿Quieres un consejo extra? Aunque la estética sea algo que te interesa, no te juegues todo a una sóla carta. Intenta que este factor no sea el motor de la reforma y busca soluciones que además de ser bonitas sean cómodas y funcionales. Para todo esto, es importante el acompañamiento de buenos profesionales.


Cocinas modernas

Puertas correderas en pasillos

También puede interesarte: Reformar baños pequeños.

Cómo planificar una reforma: los permisos de obra

Sí, hacer una reforma integral conlleva preparación. No sólo vaciar tu casa (lo que conlleva, seguramente, conseguir un trastero para poder meter tus cosas mientras dure la obra), también debemos pedir los permisos de obra pertinentes.

Ten en cuenta que, dependiendo del trabajo que vaya a realizarse, podría tratarse de una obra mayor u obra menor. En el caso de las reformas integrales, son obras mayores. El permiso es sencillo de tramitar, y seguramente la empresa de reformas con la que trabajes se encargará de pedirlos. No obstante, asegúrate de que ese tema está controlado, pues no contar con los permisos de obra necesarios podría paralizar la reforma y aumentar el tiempo de espera, y muy probablemente los costos.

Baños amplios y luminosos

Tambien puede interesarte:


También puede interesarte leer: Cómo reformar una casa antigua.

Deja espacio, pero da tu opinión

No puedes estar todos los días en la obra porque así no dejarás que los profesionales trabajen bien. Sí, es importante dejarse ver de vez en cuando, pero no para vigilar, más bien para asegurarte de que lo que se está haciendo es lo que quieres. Se supone que confiamos en la empresa que hemos contratado.

Si en una de estas visitas detectamos que hay algo que no nos termina de convencer, no tengamos miedo de decirlo. Es preferible esto a que lo digamos una vez esté terminada la reforma y la solución nos cueste muchísimo más dinero.

Cocinas con isla

Paciencia

Para terminar, ten paciencia. Todas las reformas tienen contratiempos. Algunas más pequeños, otras más grandes. Lo que está claro es que, si no tenemos paciencia ante las adversidades, no vamos a solucionar nada. Tenemos que confiar en el profesional que hemos contratado y dejar que sea él el que se encargue de solventar los problemas que puedan ir surgiendo.

Cómo planificar una reforma integral

Esperamos que estos consejos para planificar una reforma te sean útiles. Y como siempre, ¡gracias por seguirnos!

Si quieres ver más entradas del Blg sobre reformas, te recomandamos darle un vistazo a las siguientes:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *