Saltar al contenido

Qué tener en cuenta para la elección de los canalones de una vivienda

Los canalones, también conocidos como canaletas, son elementos necesarios en las viviendas para recoger el agua de lluvia que cae sobre los tejados. Gracias a ellos, se evita el estancamiento del agua, evitando también que se deslice sobre la fachada. Son necesarios para evitar humedad y filtraciones. Se colocan suspendidos bajo el alero del tejado. Gracias a la inclinación de los techos de las viviendas, el agua va directamente hasta las bajantes de desagüe. Son, por tanto, un elemento imprescindible en determinadas construcciones. ¿Son todos iguales?

Canalones de aluminio

Lo cierto es que no. Hay diferentes materiales entre los cuáles podemos optar dependiendo los resultados que estemos buscando. Los de PVC están muy extendidos y son más económicos, pero si hablamos de durabilidad, los canalones de aluminio como los de Canalum son, sin lugar a dudas, de las mejores elecciones que podemos hacer.


Tres tipos de materiales diferentes

Antes de hablar de las ventajas de los canalones de aluminio, debemos decir que no son los únicos. Los de PVC son bastante demandados, básicamente porque cuentan con un buen precio y tienen gran resistencia. No obstante, como veremos a continuación, no cuentan con tanta resistencia como los de aluminio.

Además, también están los canalones cerámicos. Son más tradicionales y podemos verlos en viviendas de entornos rurales. Son realmente estéticos, pero también son muy pesados y son los que menos resistencia a los cambios bruscos de temperatura ofrecen.

Canalones para viviendas


Canalones de aluminio vs PVC

Hay que tener en cuenta que estos elementos tienen un gran enemigo, y no es el agua. En este caso es la exposición directa al sol. Muchas horas de sol durante muchos años. Esto nos obliga a escoger materiales que tengan resistencia no sólo al peso del agua, sino también a ese sol.

Debemos partir de la base de que el proceso de fabricación entre canalones de PVC y las de aluminio es completamente diferente. Mientras que los de PVC se instalan mediante diferentes piezas estándar que se acoplan, los de aluminio se fabrican en una sola pieza, sin trozos unidos por juntas.

Esto es una gran ventaja, pues estas canaletas de aluminio cuentan con mayor estabilidad y menos puntos débiles para filtraciones.

Qué tener en cuenta para la elección de los canalones de una vivienda


El sol del que antes hablábamos, pasará mayor factura a los canalones de PVC. Su daño puede ser realmente alto hasta el punto de deformarlos e ir creando grietas que terminen en fisuras o goteras. Sin embargo, los canalones de aluminio no tienen ese problema, pues es un material que no se deteriora con los factores climáticos.

Estéticamente, el sol también puede terminar deteriorando el color original de las canaletas de PVC que irán apagándose o blanqueándose. Esto tampoco sucede con las canaletas de aluminio, dejando su color completamente intacto y brillante durante muchos años.

Esto es debido a que se fabrican en metal, aplicándoles una pátina de color que los protege. Este color es una imprimación lacada con secado a horno. Este proceso es el que hace que el color no cambie con el tiempo.

Canalones de aluminio

Los canalones de aluminio suponen una inversión un poco mayor que los de otro material, pero lo cierto es que su vida útil y mantenimiento no tienen nada que ver con los demás.

Es importante resaltar que siempre debemos apostar por especialistas para que coloquen estos elementos en nuestra casa. Por eso ponemos como ejemplo de calidad Canalum, pudiendo acudir a la sede de Canalum en Catalunya, por ejemplo.

Tambien puede interesarte:


Canaletas de aluminio

Así es que ya sabes, si estás pensando en instalar canaletas, aquí tienes información que puede venirte muy bien… ¡Gracias por seguirnos!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *