Saltar al contenido

El metacrilato: la nueva revolución en decoración de interiores

En la decoración nada está escrito. Los materiales que ayer eran tendencia, hoy quizá no lo sean. Siempre surgen novedades que se adaptan a nuestras necesidades y forma de vida; y es que estamos en continua evolución, así, estos materiales usados en los interiores de nuestras casas, también lo están. El metacrilato puede ser un gran ejemplo. Se trata de un material que ya era usado en otras épocas pero que vuelve con mucha fuerza. ¿Cuál es su principal ventaja? Que es un gran sustituto del vidrio. Si, una alternativa al cristal que cuenta con una enorme resistencia, al contrario que el vidrio, así como una enorme capacidad para ser moldeado. A continuación hablaremos un poco de esta tendencia y de cómo se está metiendo de lleno en nuestros hogares.

El metacrilato en la decoración

De inicio minimalista

No es que el metacrilato tenga implícito un estilo por norma. No obstante, podemos mirar atrás y ver que siempre se ha usado en momentos en los que el cambio estético pedía modernidad. Así, una de las principales características de este material podría ser su adaptación a las vanguardias decorativas. Es, por tanto, un material que queda estupendamente en espacios modernos con cierto aire minimalista, aportando sofisticación y elegancia a partes iguales sin sobrecargar las estancias.


El metacrilato en la decoración

Un comedor moderno, una cocina con estética futurista o una escalera minimalista. Todos estos espacios se verán potenciados por este material. Asimismo, hay que destacar que los artículos que se crean con metacrilato pueden contrastar enormemente en ambientes de otros estilos.

Una pincelada con unas sillas de metacrilato en un comedor de estilo nórdico, por ejemplo, podría ser ese toque diferente que estabas buscando.


Sillas de metacrilato

Amplias posibilidades

Comentábamos que el metacrilato es un material muy resistente en comparación con el vidrio. Es, además, bastante más económico, algo que sin duda nos gusta. Asimismo, también comentábamos que es muy fácil de moldear. Es más, nosotros mismos, con las herramientas apropiadas, podríamos llegar a manipular este material. Aquí puedes ver cómo cortar metacrilato con algunas indicaciones.

Con el metacrilato se pueden hacer un sinfín de piezas decorativas. Y es que no sólo sirve para separar ambientes o para colocarlo en una ventana. También sirve para hacer sillas, lámparas y todo tipo de muebles y objetos decorativos.

El metacrilato en la decoración


Uno de los mejores ejemplos, como comentábamos antes, es el de las sillas de metacrilato. Son ideales para cualquier tipo de casa, desde la más moderna hasta la más ecléctica. Además, hay opciones decorativas de menor tamaño que también tienen mucho éxito, como imprimir fotos en este material.

¿Por qué no crear un bonito cabecero de metacrilato? Quizá te interesan más las mesas de centro, que al se transparentes, serán ideales en los espacios con menos metros. Asimismo, otra de las opciones más interesantes es la de los peldaños transparentes en una escalera hechos con este material. Teniendo en cuenta que una escalera es un lugar muy transitado, la resistencia del metacrilato es perfecta para ella.

Silla colgante de matacrilato

Un material transparente

Sí, una de sus principales características es su parecido con el cristal. Al usar muebles de metacrilato, podremos incluir el color a través de otros elementos sin miedo a sobrecargar la estancia. Además, el metacrilato no siempre es transparente e incoloro. También es posible incluir pigmentos para que pueda obtener cierto color, con diseños completamente rompedores.

También puede interesarte leer: Muebles transparentes.

El metacrilato en la decoración

Tambien puede interesarte:


¿Qué te parecen las propuestas? ¿Qué opinión te merece el metacrilato en la decoración? Nos encantaría leer tus comentarios… ¡Gracias por seguirnos!

Imágenes vía: decofilia.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *