Saltar al contenido

Camas con dosel para todos los gustos

Puede parecer que las camas con dosel son un tipo de cama anticuado, pues nos recuerdan a los castillos medievales de las películas, sin embargo, hoy se hacen doseles en infinidad de estilos y acabados, forja rústica, pintados, de madera, estilo provenzal, colonial,  industrial, formas cuadradas o redondeadas, y hay hasta doseles para literas!

Si crees, como yo, que una cama con dosel puede ser elegante, acogedora y original no te dejes llevar por prejuicios y busca la que mejor se adapte al resto de la decoración de tu hogar, seguro que no te arrepentirás.


Si el dosel que eliges es tallado, o tiene elementos decorativos importantes, es mejor no añadirle telas o tejidos  para no restarle importancia, por un lado, y no recargar la habitación, por otro.


Para ambientes románticos, se puede combinar el tejido del dosel con estores, cortinas, edredones y alfombras en las mismas gamas cromáticas, para logar un ambiente equilibrado, cálido, moderno  y muy acogedor que no resulte empalagoso o recargado.

Si tu ambiente es minimalista, hay algunos de líneas depuradas en acero que resultarán los más adecuados, aunque maderas oscuras como el wengué en tallados lineales pueden combinar extraordinariamente.


La inspiración oriental o colonial, con mosquiteras que sustituyen a los tejidos o telas habituales son visualmente más ligeros y te permitirán tener un dosel aunque  el espacio disponible sea mínimo.

Por último, deberías tener en cuenta la altura del techo para elegir el dosel, porque si llega hasta arriba la sensación visual no será agradable, deben quedar siempre un mínimo de 10 o 15 centímetros (si son 25, mejor) entre el dosel y el techo.

Ya nos contarás si te animas a elegir una cama con dosel.

Fuentes: RobinsNest, HouseofTurquoise, RobinPelissier, Decoratrix, DeAntaño,

Tambien puede interesarte:


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *