Saltar al contenido

Beneficios de las camas de agua

Lo que en un inicio se creó, hace ya años, como una excentricidad o un lujo, es a día de hoy un elemento bastante recomendado por especialistas del descanso. Las camas de agua no son sólo una forma diferente de dormir. Constituyen además un elemento muy recomendado para personas con problemas de espalda, descanso o incluso alergias.

En lo que a decoración se refiere no influyen mucho ya que a la vista son similares a cualquier cama convencional. A pesar de que cuenta con alguna que otra contra, como ser sus medidas o peso excesivo, la verdad es que estas camas tienen bastantes pros. Lo principal es que son capaces de aguantar muchísimo peso (aunque esto unido al peso que ya de por sí ellas tienen igual puede ser un problema para determinadas estancias y suelos). Existen algunos modelos que son capaces de calentar el agua. Imaginad lo gratificante que debe ser en invierno. Aunque también es cierto que este sistema para calentar el agua gasta bastante energía eléctrica.


En cuanto a ventajas médicas, este tipo de camas son excelentes para la circulación, problemas de espalda así como trastornos del sueño. Además, todas aquellas personas que sean alérgicas al polvo podrán encontrar en su cubierta protectora un beneficio extra. Y es que en esta cama pocas motas de polvo se acumularán, además esta funda se puede lavar desprendiéndola de la cama de una forma muy sencilla.


Cabe destacar que este tipo de mobiliario es bastante resistente, siempre y cuando sea de calidad. Por tanto, a no ser que nos dediquemos a saltar encima de ella con un montón de objetos punzantes seguramente tendremos cama de agua por mucho mucho tiempo.

Foto vía: AlertadeDormir, Camas-de-Agua.com


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.