Saltar al contenido

Tejidos y mezclas que hacen hogar

Un hogar no es una sucesión de habitaciones, sino una mezcla de necesidades, deseos, personalidad y cariño. Cuando decoramos nuestro hogar tomamos decisiones con las que convivimos después día a día.

Un sofá, una nevera, un cuadro, un espejo o un armario ocupan un lugar evidente, sin embargo no son lo único que crea el ambiente que define nuestro hogar.

Los detalles pequeños, las elecciones que se pueden hacer de manera más precipitada y parecernos menos trascendentes son las que “hacen” hogar. Las telas, nos definen mucho más de lo que pensamos y son una baza fantástica para renovar nuestro hogar sin grandes desembolsos.

Con telas vestimos nuestro hogar de invierno y de verano, damos color a sus puntos más oscuros, otorgamos importancia a un rincón que de otro modo pasaría desapercibido o arropamos nuestros sueños y los de las personas a las que más queremos.

Visillos y cortinas que nos arropan de miradas indiscretas, tapicerías que nos acomodan en nuestras piezas de mobiliario preferido, cojines que nos permiten jugar con las texturas, los tonos y los brillos, la calidez y la frescura.

Hoy podemos descontextualizar y darles usos que no se esperaban, hacer combinaciones que hace unos años se habrían considerado herejía, buscar una armonía propia.

¿Te atreves a mezclar?

Fuente: Telva. com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *