Saltar al contenido

Sillas de diseño muy originales

Hay veces en las que el mobiliario se convierte en arte, y piezas tan cotidianas como unas sillas resultan dignas de cualquier sala de museo de arte contemporáneo. La imaginación no tiene límites y cualquier objeto o idea puede servir de inspiración.

¿Sentarse sobre una silla cuya base se apoye en unas piernas? Se le ocurrió a Pharell Williams. Las “patas” están hechas de resina pintada y el asiento en cuero. Esta silla tan original se llama Perspective, y es un modelo tan exclusivo que sólo se han hecho ocho por cada color.


Rememorando los años infantiles, cuando de niños fabricábamos cualquier forma con plastilina, en Maarten Baas han diseñado toda una colección de muebles que parecen salidos de los juegos de un niño. No son de plastilina pero lo parecen: en realidad son de arcilla sintética con un esqueleto metálico.


A jugar también invita este otro diseño de Tom Dixon, la Fresh Fat Chair. Un tubo de plástico que parece cristal y que nos da tentaciones de crear otras formas con él.

Inspirada en los templos japoneses está la Aponya Chair, de Onur Çabani para OMC Designs. De metal y poliuretano tapizado, hace sentir que nos sentamos sobre una nube.


Y del cielo a la tierra. De sentarse sobre nubes a sentarse sobre flores. Las diseñadas por Masanori Umeda para Edra hace ya más de veinte años. Y siguen siendo unas sillas muy originales.

Visto en: Domeau&Pérès, MaartenBaas, TomDixon, OMCDesign y Edra.

Tambien puede interesarte:


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *