Saltar al contenido

Nuevas formas de iluminar el baño

Acertar con la iluminación del baño es muy importante. En el aseo la luz debe ser abundante, sobre todo en la zona del espejo, y no producir molestas sombras que nos puedan entorpecer el maquillaje, el afeitado, el peinado, etc. Normalmente se sitúa una luz principal y otra sobre el espejo, o se colocan estratégicamente óculos en el techo sobre las zonas de interés, pero el diseño y la tecnología hacen posibles muchas opciones muy interesantes.

Una de ellas es esta moderna y actual propuesta de interrumpir la superficie del espejo con un recuadro de luz que le da apariencia de marco. Eso sí, en este caso la luz debe ser tenue ya que se dirige directamente a nuestro ojos. Tenue pero suficiente.


La firma Keuko nos propone este armario de baño con luz incorporada, una idea muy parecida a la anterior pero apostando por las líneas curvas. Un armario de puerta deslizante con un óvalo luminoso en el centro que enmarcará  nuestro rostro cuando nos miremos.


Mucho más original este mueble lavabo de Carmenta, en el que la luz prodece de abajo de los grifos. Resulta muy decorativo, y útil para el lavado de manos, pero deberemos complementarlo con una iluminación más alta en el espejo.

Y por increíble que parezca, la luz puede provenir de los azulejos, como en este sorprendente diseño de Henrik Amberla. La bombilla está en una caja empotrada bajo el azulejo, que lleva una tapa traslúcida con relieve, en este caso con forma de bombilla.


Dos últimas propuestas: una en la que la luz procede del techo de la ducha y otra para la zona del lavabo en la que la iluminación es lateral en vez de superior y viene de un moderno tubo de neón. En este caso conviene colocar un tubo a cada lado.

Visto en: Lámparas Oliva, Keuko y Gadget Her.

Tambien puede interesarte:


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.