En la decoración todo vale. Lo que no esté tan claro es que ese todo sea práctico. Y es que no es la primera vez que encontramos objetos totalmente increíbles y nada ergonómicos. ¿Podéis imaginar un sofá que comienza en la pared? ¿O quizá uno que esté realizado con cactus? Ambos diseños resultan bastante estrambóticos. Pero lo cierto es que a pesar de que nadie en su sano juicio tendría en su casa un sofá hecho con cajas de huevos (huevos incluidos), existen.

Este tipo de sofás no son más que obras de arte, quizá algunos puedan ser ideales para ciertas estancias, como por ejemplo un sofá de osos de peluche para la habitación de un niño, o aquellos que están hechos íntegramente con cojines. Pero lo cierto es que la creación de estos elementos está basada exclusivamente en la adaptación de elementos cotidianos con una única finalidad artística.

Leer noticia completa »


Busca en EstiloyDeco

Suscríbete a EstiloyDeco

Recibe todas las noticias de EstiloyDeco en tu email:

Hazte Fan

Diseño y Decoracion

Síguenos en Google+